Posts Tagged ‘desempleo’

La selección española y los medios de alienación masiva

3 julio, 2012

Sí, la selección española de fútbol ha ganado la Eurocopa. Pero, aunque viendo la televisión y  leyendo los periódicos lo parezca, los graves problemas  no se han esfumado de la noche a la mañana. España sigue siendo la campeona de Europa en desempleo.

Desde los grandes medios de comunicación ha habido estos días una campaña de alienación masiva de la población. Las televisiones nacionales y los periódicos rancios han promovido un “atontamiento” general en la sociedad mediante una cobertura distorsionada de la realidad.

Es increíble que las grandes cadenas de televisión de este país hayan dedicado horas enteras de su programación para transmitir la celebración de la selección española, cuando no dedican ni un minuto a los temas que afectan de verdad a la vida de los ciudadanos.

Por poner un ejempo, ¿cuántas televisiones retransmitieron en directo el desalojo de la catedral de la Almudena? Ninguna. En este país no es noticia que familias de deshauciados se refugien en una iglesia y que Rouco Varela, máximo dirigente de la Conferencia Episcopal, pida a la policía que los desaloje.

Esta claro que los medios de comunicación de España son un instrumento en manos de los poderes económicos y políticos, interesados en desviar la atención de los problemas cívicos hacia elementos superficiales y emotivos. Para esto nada mejor que el fútbol, el arma más eficaz para mantener sumisa a la plebe. Si a esto le añadimos campañas de nacionalismo exacerbado tenemos el opio  perfecto para el pueblo.

Resulta vergonzoso que Mariano Rajoy no ofrezca ninguna entrevista a ningún periodista serio para dar la cara ante los ciudadanos. Sin embargo, cuando acabó la final de la Eurocopa concedió una entrevista a Sara Carbonero para hablar exclusivamente de la selección de fútbol. Lo mismo ocurrió con el príncipe Felipe y Juanma Castaño. Estas entrevistas son el ejempo más claro de corrupción periodística en forma de sumisión servil al poder, con unos periodistas (aunque ni siquiera merezcan este calificativo) que se limitaron a hacer la pelota sin ningún rubor a sus interlocutores.

A los políticos  y a las grandes fortunas les interesa una ciudadanía apolítica, al margen de los problemas públicos, indiferente a la incompetencia y a la corrupción. Por ello, los medios de comunicación a su servicio sólo promueven la incultura, por no decir la estupidez, entre la población.

De ahí la continúa “heroización” de los deportistas que se lleva a cabo desde los medios. Eso sí, se trata siempre de deportistas que se comportan como peleles en manos de los políticos y de la Casa Real, siempre dispuestos a utilizar sus triunfos para afirmar su dominación. En cambio se criminaliza y se silencia a todos los ciudadanos que piden un cambio profundo en este sistema.

Qué más da que suban el precio de los medicamentos y de la educación, que se reprima física y económicamente todo movimiento cívico alternativo, que la Comunidad Valenciana haya sufrido los recortes en prevención de incendios o que no haya democracia. Lo importante es que somos españoles y campeones de la Eurocopa…

Los presupuestos de la vergüenza

3 abril, 2012

“Unos presupuestos extraordinarios para una situación extraordinaria”. Es la famosa frase que utiliza el Gobierno para justificar las cuentas para el 2012. Nunca viene mal el miedo para engañar a la gente.

Y es que el déficit del Estado, la crisis económica, el desempleo… todo sirve de excusa para adoptar medidas inmorales que, aunque en teoría son por el bien de todos, siempre favorecen a los mismos, que no son los más pobres precisamente.

Así, los ciudadanos tenemos que aguantar que se nos recorten los derechos laborales y sociales mientras que a los estafadores fiscales se les perdonan sus delitos. Esto sí que es terrorismo, no el vandalismo.

La última pieza del puzzle son los Presupuestos Generales del Estado, que por fin el Gobierno se ha decidido a presentar. El  resumen de los mismos es: recorte, recorte y más recortes.

En las cuentas de los gurús económicos del Partido Popular el gasto social cae un 4,3%. Las partidas destinadas a sanidad descienden un 6,8% y las de las políticas activas de empleo  disminuyen un 21,3%.

También la enseñanza es un gasto superfluo para el PP. Así, mientras que el gasto en Defensa cae un 8,8%, el Ministerio de Educación contará este año con un 21,9% menos de presupuesto, y las becas y ayudas para estudiantes caen un 11,6%. Luego los llamarán delincuentes si se manifiestan.

En total, el ajuste medio de los ministerios es del 16,9%. Sin embargo, el gasto destinado a la Casa Real, institución vital para la economía española, desciende tan sólo un 2%. Vergonzoso.

La conclusión es que una vez más pagan la crisis las clases más desfavorecidas de la sociedad. Parece ser que para el  Gobierno  la sociedad, cuanto más injusta y desigual, mejor.

Mentiras monárquicas: ¡el Rey no duerme por el paro juvenil!

14 marzo, 2012

Nueva maniobra de propaganda monárquica. El rey Juan Carlos ha comunicado su preocupación por el desempleo juvenil. En un comentario “superespontáneo” el monarca ha declarado que le quita el sueño que la mitad de los jóvenes estén sin trabajo. Muy bueno el chiste…

Ahora resulta que el bribón de Juan Carlos  se desvive por el bienestar de los españoles, pero no le quita el sueño cobrar 292.752 euros anuales el solito, que por no hacer nada y ostentar un cargo público sin ninguna legitimidad para hacerlo no está nada mal.

Sólo falta que nos digan que el rey no dormía cuando acompañaba a Francisco Franco en sus actos de exaltación fascista, o cuando juró los Principios Generales del Movimiento Nacional  y legitimó el golpe de Estado de 1936 ante las cortes franquistas.

Entonces el rey podía dormir a pesar de los millones de españoles asesinados, desaparecidos y detenidos por la dictadura a la que tanto apoyó.

En definitiva, Juan Carlos no es más que un hombre sin escrúpulos, capaz de cualquier maniobra para mantener su posición de poder económico y su situación de usurpación de la jefatura del Estado.

Juan Carlos no tiene ningún derecho a representar a los españoles, a pesar de que los medios de comunicación nos intenten vender que es una gran demócrata que devolvió la soberanía al pueblo. La única realidad es que la monarquía no es más que la prolongación del franquismo en la historia de nuestro país.

El pueblo español habrá recuperado su soberanía cuando sea libre de  decidir quien ocupa la jefatura del Estado. Hasta entonces sólo habrá una pseudodemocracia que no es más que una farsa.

Unos tanto y otros tan poco…

28 diciembre, 2011

Hoy 28 de diciembre han tenido lugar dos noticias que deberían hacer reflexionar a la sociedad española.

El nuevo Gobierno del Partido Popular ha anunciado que va a congelar el salario mínimo interprofesional, situado en 641,40 euros mensuales. Qué casualidad que durante la campaña electoral se le olvidó a Mariano Rajoy mencionar esta medida. Eso sí, no reparó en críticas al Ejecutivo de Zapatero por tomar medidas similares con las pensiones.

No han tardado ni una semana en sacar la tijera de los recortes contra las rentas más bajas, a pesar de que el salario mínimo español es el segundo más bajo de la zona euro, sólo por detrás del portugués.

Por si esto  fuera poco, también hoy la Casa Real ha publicado en su pagina web el desglose presupuestario de los  8.434.280 euros que recibió en 2011 de los Presupuestos Generales del Estado.

Con mucho orgullo por publicar voluntariamente este desglose por primera vez desde 1979, no por responsabilidad ante los ciudadanos, sino al escándalo de Iñaki Urdangarin, nos muestran el salario de los trabajadores infatigables que forman la Familia Real:

“Su Majestad el Rey percibe del presupuesto global de la Casa 292.752 euros anuales, en concepto de dotación y gastos de representación.

Su Alteza Real el príncipe de Asturias percibe la mitad de dicha cantidad (146.375,50 euros).

Su Majestad la Reina, Su Alteza Real la Princesa de Asturias, y las Infantas Doña Elena y Doña Cristina no tienen asignación fija. Únicamente se les asignan gastos de representación en proporción y cuantía variable cada año. El conjunto de esta partida, en el 2011, no podrá superar los 375.000 euros.”

Casi nada. Mientras en España hay 4.420.462 parados y miles de personas viviendo en la calle el Rey Juan Carlos cobra 24.396 euros mensuales, ¡813 euros al día!, más que el salario mínimo de un trabajador.  El Príncipe Felipe, pobrecito, se tiene que conformar con la mitad.

Y encima dice el comunicado que las cuentas se elaboran bajo criterios de “austeridad y eficacia”. Esto sí que es moralmente inaceptable para un país.